A POR LA NUEVA NORMALIDAD

 

Recuperar la famosa “nueva normalidad” ya es un asunto vital para la supervivencia de la gran mayoría.

Nos hemos pasado más de 70 días lidiando con una nueva realidad que a todos nos ha pillado por sorpresa, tanto a nivel personal como profesional. Siendo que, ninguna de estas dos facetas es menos importante que la otra, pues las dos conviven estrechamente en la gran mayoría de los casos.

Haber tenido que encontrar el equilibro entre ellas no ha sido tarea fácil, y mucho menos aprender a convivir con ellas sin tiempo apenas para proyectar y prepararnos para lo que nos podía venir por delante.

 

Pero, ¿y ahora? ¿Cómo encaramos la vuelta a la normalidad?

 

 

Ahora que, a nivel social, la contención del virus está más controlada, entramos en un periodo de desescalada que nos permite retomar paulatinamente nuestro día a día laboral. Eso implica una mayor concentración de personal en los almacenes y centros logísticos. Para evitar una nueva ola de contagios, las empresas deben adoptar una serie de medidas para adecuar la operativa a la protección del personal.

No hace falta decir que, después de lo que hemos pasado, lo que nos han explicado, lo que hemos visto, etc. aplicar el sentido común es la mayor prevención que podemos hacer si queremos que la recuperación de esta tan esperada “nueva normalidad” sea un éxito.

Aun así, desde el Ministerio de Sanidad, destacan, a groso modo, las siguientes medidas de protección:

1.       Garantizar la distancia interpersonal de 2 metros entre trabajadores.

2.       Reforzar la limpieza y desinfección de las áreas de trabajo.

3.       Uso de E.P.I.s: mascarillas, guantes, etc siempre y cuando no se pueda garantizar la distancia mínima de 2 metros entre trabajadores.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En un almacén o centro logístico suelen coexistir dos áreas de trabajo con un desempeño completamente distinto: el administrativo (oficina) y el operativo (planta de almacén). Estas medidas deben adaptarse a las particularidades de cada una de las zonas.

VGG Aplicaciones ha desempeñado sus servicios con total normalidad ejerciendo teletrabajo, gracias a la colaboración, comprensión y paciencia de todos nosotros y de nuestros clientes.

En situaciones excepcionales como la que estamos atravesando (o, más concretamente, de la que estamos tratando de salir) es indispensable la colaboración de los unos y de los otros. Solo así se puede garantizar el éxito de la gestión.

 

Ahora toca prepararse para entrar a la “nueva normalidad”. Mentalizarse que hay que empezar a salir y afrontar los primeros miedos y dudas que van apareciendo a medida que nos vamos desprendiendo de esa situación de “aislamiento” en la cual hemos estado sumidos durante más de 70 días. Siempre con precaución y sentido común. Sin olvidar todas esas medidas de protección y prevención con las que nos han estado insistiendo hasta el punto que ya forman parte de nuestro día a día, prácticamente como si lo hubiéramos hecho toda la vida.

La capacidad de adaptación del ser humano parece no tener límites.